Saludo del Presidente

 Desde el Circulo de Zamora S.R

         Me es particularmente grato dirigirme a todos los zamoranos en nombre y representación de la entidad que me honro en presidir, más conocida en la ciudad por “EL CASINO”, su anterior denominación, al objeto de que, además de recordar cuál ha sido su andadura en la historia de la ciudad cuyo inicio se remonta al año 1867, me importa sobremanera señalar esta circunstancia por cuanto la actividad que actualmente desarrolla se encuentra a disposición y al alcance de todos los zamoranos, pero sobre todo, que se desconoce en gran medida.

          La propia denominación, S.R,(Sociedad Recreativa), creemos reúne alicientes sobrados para los socios que la integran en virtud del ambiente social y cultural que en su interior tiene lugar, circunstancia ésta que podrá deducirse tanto de la magnífica biblioteca de que se dispone como de la representada por la prensa nacional que a diario pone a disposición de los socios, amén de las charlas y tertulias que de todo ello deriva en los propios salones donde tienen lugar.

          La magnífica fachada del edificio que puede apreciarse en la fotografía adjunta, es obra del arquitecto español Miguel Mathet y Coloma, que diseñó el edificio de estilo modernista en el año 1905. La sociedad se rige en la actualidad por la Ley 1/2002 del
Derecho de Asociación, y como antes se dice, no le está permitido por dicha Ley el ánimo de lucro; y pueden pertenecer a ella cualquiera persona que lo desee previo los trámites propios de toda la asociación. Las tarifas son absolutamente populares.

          Por otra parte, dispone también de un magnífico Restaurante y Cafetería de entrada libre cuyo buen servicio ya es conocido de miles de zamoranos que lo han visitado. Y hacerse socio, es lo más fácil.

          Reiterándome por todo ello una vez más en mi cordial saludo, confió en que el presente sirva para que tenga a bien visitarnos cuando le plazca y compruebe “in situ” esta verdadera joya del modernismo zamorano, y particularmente, lo que en su interior se desarrolla en armonía con dicha afirmación. Fdo. Fermín Zapatero
 Presidente del Círculo de Zamora